• Alexis Sazo

¿Está ansioso?



Cercano está Jehová a los quebrantados de corazón; y salva a los contritos de espíritu. (Salmos 34:18)


Nuestras vidas algunas veces se ven envueltas en períodos difíciles, ya sean problemas familiares, estrés en el trabajo, pruebas personales, etc. ¿Cómo reaccionar ante la ansiedad que nos carcome y ante el agotamiento que consume nuestro ser cuando estamos pasando por pruebas? El salmista decía:


Aunque ande en valle de sombra de muerte, no temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo; tu vara y tu cayado me infundirán aliento. (Salmos 23:4)


Esta es la solución, descansar en Dios. Lo podemos buscar en las Escrituras, especialmente este libro de Salmos es muy útil, está lleno de pasajes que son como un verdadero bálsamo para nuestros corazones y mentes.


La Biblia está repleta de experiencias de hombres y mujeres de Dios que enfrentaron fuertes pruebas, y podemos aprender de ellos. Muchos de ellos atravesaron los mismos sufrimientos que enfrentamos nosotros. Y a lo largo de la historia de la iglesia muchos hermanos también han sufrido y han encontrado consuelo y ánimo en la Palabra de nuestro Dios, quien nos invita a dejarle nuestras cargas:


Echa sobre Jehová tu carga, y él te sustentará; no dejará para siempre caído al justo. (Salmos 55:22)


Dios quiere darse a conocer y acercarse a nosotros respondiendo a nuestras verdaderas preguntas. Su deseo es que lo escuchemos atentamente y le abramos nuestro corazón, para que pueda hacernos bien. Para que podamos decir: «¿Por qué te abates, oh alma mía, y te turbas dentro de mí? Espera en Dios» (Salmos 42:5).


Aprendamos a hacer en Dios la respuesta perfecta a las necesidades de nuestra alma, y a decir siempre: «Dios es nuestro amparo y fortaleza, nuestro pronto auxilio en las tribulaciones» (Salmos 46:1).


67 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Amor santo

  • Telegram
  • Twitter
  • Instagram