• Iris P.

EL JUICIO DE DIOS SOBRE LA TIERRA



Y la tierra se contaminó bajo sus moradores; porque traspasaron las leyes, falsearon el derecho, quebrantaron el pacto sempiterno. Será quebrantada del todo la tierra, enteramente desmenuzada será la tierra, en gran manera será la tierra conmovida. Temblará la tierra como un ebrio, y será removida como una choza; y se agravará sobre ella su pecado, y caerá, y nunca más se levantará. La luna se avergonzará, y el sol se confundirá, cuando Jehová de los ejércitos reine en el monte de Sion y en Jerusalén, y delante de sus ancianos sea glorioso. (Isaías 24.5; 19–20; 23 RVR60)


La gente del mundo, frente a todos los desastres naturales del mundo se pregunta qué pasa. Por ejemplo, los incendios de USA y Australia; la plaga de langostas en el norte de África; terremotos en Turquía; las lluvias torrenciales en varios países de Asia y del sudeste asiático, solo por mencionar algunos. «Los científicos», atribuyen estos «fenómenos» a lo que ellos falsamente llaman cambio climático. Pero todo esto no es más que las consecuencias del pecado del hombre, pues bien dice en los versículos de más arriba: «Será quebrantada del todo la tierra, enteramente desmenuzada será la tierra, en gran manera será la tierra conmovida.» Es lo mismo que pasa con esto que ellos llaman pandemia. Nada es casualidad, sino el justo pago de Dios por nuestros pecados


Y que hablar del sin fin de protestas contra los gobiernos en gran número de naciones. Las personas del mundo se impactan y no saben qué pensar acerca de esto, pero el Señor lo dijo muy claro:


Porque se levantará nación contra nación, y reino contra reino; y habrá terremotos en muchos lugares, y habrá hambres y alborotos; principios de dolores son estos. (Marcos 13.8 NTV)


Los hombres han sobrepasado las leyes de Dios cambiandolas por las leyes de ellos, leyes que son contra Dios y sus designios; aunque claro, todos o casi todos las aplauden, a pesar de ser leyes corruptas, depravadas y asesinas; porque, por ejemplo, hoy se puede quitar la vida de un ser humano en el vientre de la madre y lo justifican diciendo: «es el derecho de las mujeres a decidir sobre sus cuerpos», pero Dios le llama asesinato.


Yo que hago dar a luz, ¿no haré nacer? dijo Jehová. Yo que hago engendrar, ¿impediré el nacimiento? dice tu Dios. (Isaías 66.9 RVR60)


Que no nos engañe el diablo con sus mentiras, hermanos, porque todo esto es consecuencia de haber abandonado a Dios:


Y cambiaron la gloria del Dios incorruptible en semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de cuadrúpedos y de reptiles. Por lo cual también Dios los entregó a la inmundicia, en las concupiscencias de sus corazones, de modo que deshonraron entre sí sus propios cuerpos, ya que cambiaron la verdad de Dios por la mentira, honrando y dando culto a las criaturas antes que al Creador, el cual es bendito por los siglos. Amén. Por esto Dios los entregó a pasiones vergonzosas; pues aun sus mujeres cambiaron el uso natural por el que es contra naturaleza. Y como ellos no aprobaron tener en cuenta a Dios, Dios los entregó a una mente reprobada, para hacer cosas que no convienen. (Romanos 1.23–25; 26;28 RVR60)


Por lo tanto, todo lo que pasa hoy en día, es consecuencia de la maldad del ser humano; pues si yo siembro males, no puedo cosechar bienes (Gálatas 6.7). A los creyentes le ruego que oremos sin cesar, para no ser arrastrados por la corriente de este mundo y sobre todo, por las almas de los perdidos para que puedan ir a los pies de Cristo.


72 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
  • Telegram
  • Twitter
  • Instagram

Edificados en Cristo

  • Telegram
  • Twitter
  • Instagram

Cristian Vidal

  • Instagram

© 2021 Edificados en Cristo. Todos los derechos reservados.